Inicio arrow Litoral
Narrow screen resolution Wide screen resolution default color green color orange color

Suscripción (impresa)

Suscripción individual a la edición impresa

 

Balletin en Facebook

Seguinos en Facebook

Balletin en Instagram

 Seguinos en Instagram

Balletin en Twitter

Twitter
Litoral Imprimir E-Mail
jueves, 10 de enero de 2013

Provincias | Misiones

Levantando Polvareda Roja

Por Carlos Bevilacqua

 

En su 43ª edición, el Festival Nacional de la Música del Litoral, celebrado en Posadas a fines de noviembre, fue rico en expresiones coreográficas

 

Nació en 1963, durante el llamado boom del folklore. Hoy organizado por la municipalidad de Posadas con apoyo del gobierno provincial, el Festival Nacional de la Música del Litoral tuvo desde un principio la misión de reivindicar la música de la región en un contexto que la menospreciaba, cuando no la obviaba. A poco de iniciado, el fervor del público se ocupó de consolidar el encuentro con una modalidad pintoresca: la de improvisar antorchas con papeles de diarios como manera de expresar aprobación ante determinados artistas. Desde entonces, ha corrido mucha agua entre Posadas y la vecina ciudad paraguaya de Encarnación. El festival tuvo ediciones luminosas, otras más opacas y hasta tuvo que resignar su continuidad durante la última dictadura militar. En los últimos años recuperó una vitalidad contagiosa. Al menos así latió durante su 43ª edición, celebrada del 22 al 25 de noviembre últimos en la capital misionera.

 

Un promedio de trece números artísticos por noche, de gran diversidad estilística, ocuparon el escenario del Anfiteatro Manuel Antonio Ramírez, un hermoso auditorio a orillas del río Paraná que en esta edición se potenció con una enorme pantalla de video de alta definición.

 

De variados modos, la danza tuvo una fuerte presencia durante las cuatro noches posadeñas. El mayor protagonismo lo tuvo el Ballet Oficial del Festival, que presentó dos espectáculos temáticos de gran elaboración. El primer y el tercer día ofrecieron una especie de collage de danzas regionales en lo que dieron en llamar Sin Fronteras, una obra que integró el chamamé argentino con la polca paraguaya y el vanerón brasileño. Mientras la pantalla esbozaba los rasgos de cada una de las banderas nacionales, tres decenas de dúctiles bailarines fueron enhebrando secuencias de impactante belleza, tanto en los grupales como en los tramos de parejas solistas.

 

El segundo y el cuarto día, en cambio, los dirigidos por Sergio Macrón (a la sazón autor de las coreografías) pusieron en escena El Museo, un original juego entre la quietud y el movimiento. Tomado como reservorio del patrimonio histórico pero también como “lugar de musas”, el museo dio lugar a un recorrido por leyendas y realidades de la idiosincrasia misionera. Con movimientos de la danza clásica, los primeros en moverse fueron dando vida a personajes prototípicos, como el guaraní, el gaucho y el inmigrante europeo. Así, grabaciones de Los Núñez con Ruiz Guiñazú fueron musicalizando cuadros cada vez más dinámicos.

 

Casi sobre el cierre del festival, la Compañía de Arte de la Peña Itapúa presentó un emotivo homenaje a María Helena, talentosa cantante que todavía permanece en la memoria colectiva del pueblo misionero, a pesar de haber fallecido en 1969 cuando tenía apenas 23 años, en un accidente vial. Su voz asopranada rimó con las coreografías sutiles, estilizadas, que a su vez se relacionaban con las obras del pintor Bernardo Neumann reproducidas en la imponente pantalla del fondo. Así, los 32 integrantes del ballet dirigido por Luis Marinoni consiguieron conmover eludiendo lo típico.

 

Antes se había presentado el Ballet Esencia de mi Tierra, de la homónima academia de danzas y artes folklóricas de Eldorado (Misiones). Las ocho parejas dirigidas por Miriam Alvarenga reprodujeron con criterio escénico los bailes sociales típicos del interior provincial. Rondas y líneas fueron armando cuadros llenos de matices, gracia y alegría, sobre músicas que fueron del chamamé a la polca rural. El trabajo dejó en claro por qué el cuerpo de baile, de apenas cinco años de antigüedad, había ganado el concurso pre-festival que se realiza en toda la provincia.

 

Otros que también llegaron al escenario ribereño gracias al concurso pre-festival fueron Laura Chávez y Marcelo Espinoza, eficaces intérpretes de variados ritmos en la apertura de la segunda jornada. El de la pareja fue un lucimiento solista, igual que había ocurrido cuando se consagraron en la instancia clasificatoria, celebrada en Puerto Iguazú.

 

El encuentro tuvo además un gesto loable al incluir en su programación una obra preparada por la Escuela Especial Nº 1 Clotilde González de Fernández Ramos, de Posadas. Sus alumnos representaron el calvario de Jesús en El Evangelio Criollo.

 

Por lo demás, el baile estuvo a la orden del día en diversas circunstancias. Muchos de los grupos musicales incluyeron números coreográficos, como la representación del pájaro campana a cargo de Gladys Cabrera durante la actuación de Matías Figueredo Barrios, las mega marionestas danzantes del grupo Cosa Mostra durante el show de Joselo Schuap o el Ballet Andrés Guacurarí, de Apóstoles y el de la Asociación Ucraniana 27 de Agosto de Posadas, durante el show de Los 4 Ases.

 

En otros casos fueron los propios músicos los que bailaron como parte de sus actuaciones. Así ocurrió con Los Mitá (ganadores del premio Consagración 2012 que entrega el festival) y con los brasileños del grupo Minuano.

 

A su tiempo, el público supo improvisar una pista de baile en el proscenio del auditorio ante artistas de música especialmente festiva, como Rubén Rada, Los Alonsitos, el chamamecero Moni Encina y algunos de los citados.

 

La edición 2012 del Festival Nacional de la Música del Litoral tuvo también una dimensión teórica: unos días antes la Escuela de Música de la Provincia fue sede de un simposio que incluyó disertaciones como “Las corrientes migratorias y las danzas del Litoral” (a cargo de Roberto Lindon Colombo) y “Las danzas folklóricas, entre la academia y la empiria” (por Azucena Colatarci)


 
< Anterior   Siguiente >


Nueva web

Logo

Edición Nº 257 (ver siguientes ediciones en balletindance.com)